Pintura casera de manos para niños y bebés

2. Pintura de dedos comestible con leche condensada

pintura de manos comestible de leche condensada
Esta pintura casera, además de rica, es toda una experiencia sensorial para los peques. Foto de Mami Experimentos

Quizá esta pintura no es recomendable si estás enseñando a tu peque a que lo que no es comida, no se come… pero si no estás en esa etapa y quieres que mientras disfrutáis de vuestras manualidades infantiles os queréis chupar los dedos, el sabor a leche condensada, hará que al final… ¡no sobre pintura!

Prueba a hacer esta receta con chocolate a la taza y yogur (si no quieres taanto azúcar)

Ingredientes de la pintura con leche condensada:

  • Leche condensada al gusto
  • Colorante alimentario

Cómo hacer pintura de dedos con leche condensada

  1. Divide la leche condesada en tantos recipientes como colores quieras. Y añade el colorante alimentario al gusto.
  2. Su textura espesa te permitirá manejarla bien.

Comentarios